Contáctanos en [email protected] o 91 761 38 25

¿Cómo reconocer un coche dañado?

¿Cómo reconocer un coche dañado?

Si una cosa está clara tras las fuertes tormentas es que aumenta notablemente el número de coches que se ponen a la venta en el mercado de segunda mano. El problema es que muchos de ellos están dañados y a la hora de comprarlo hay quien no sabe o no puede detectarlo, por lo tanto no son conscientes de ello hasta que el coche comienza a averiarse. También hay quienes intentan estafar a algunos compradores, ofreciendo los automóviles a un precio muy barato y haciendo ver al nuevo propietario que está en perfecto estado.

Comprar un coche de segunda mano en mal estado puede traducirse en un gran quebradero de cabeza para el conductor, además de no ser seguros en la conducción. Por ello, en caso de que te estés planteando comprar un coche de segunda mano, desde Autingo queremos ayudarte enseñándote distintas formas de verificar si el vehículo ha sufrido daños debido a las tormentas.

Distribuidor verificado

La mejor manera de tener cierta seguridad es realizar la compra del coche a un distribuidor acreditado. Uno de los principales problemas de comprar a un propietario particular es que nunca sabes si tienen en venta distintos automóviles como vendedores privados para evitar la supervisión del gobierno. También es muy recomendable ir y ver el vehículo en persona y verificar que el número de identificación del vehículo (VIN) coincide con el registro del automóvil.

Inspección física

Una vez que estás en el vehículo y puedes inspeccionarlo por dentro y por fuera, son varias las señales que pueden indicarte que ha sido dañado. Uno de los mejores indicadores es el compartimento de la rueda de repuesto. La mayoría de las veces los componentes almacenados debajo de la estera del área del maletero o del área de carga no serán limpiados, por lo que tendrán una línea de agua o marcas calcificadas. Muchas veces el agua estancada se encuentra mediante una inspección minuciosa en áreas ocultas.

El interior del automóvil

Otro de los lugares más fáciles para verificar si hay daños es en el interior del coche, en las alfombras, los cojines o los asientos. Si algunas de las tapicerías o alfombras no coinciden o parecen haberse lavado recientemente puede ser un indicador claro de que el coche ha tenido daños debido a las lluvias.

Inspección exterior

Una vez hecho lo anterior, toca explorar los componentes eléctricos por si hubiera fallo en el funcionamiento. Has de comprobar todas las luces exteriores, faros, frenos, intermitentes. También hay que comprobar todos los botones (claxon, botones de las ventanillas…) al igual que verificar el aire acondicionado, la radio, las cerraduras, etc. Si alguno de estos no funciona correctamente, no dudes en preguntar acerca de la causa del problema. Cuando abra el capó del coche has de buscar barro, residuos de agua y óxido en las grietas cerca o alrededor del motor. El óxido en las cabezas de los tornillos expuestos debajo del capó y alrededor de las puertas o en el maletero no es una buena señal y podría indicar la exposición al exceso de humedad. Es fundamental también comprobar el filtro de aire, el aceite del motor y el líquido de la transmisión.

Todos estos consejos son buenos para evitar ser estafado en la compra de un vehículo de segunda mano, lo fundamental también es utilizar el sentido común y comprar solo si cree que es fiable el vendedor.

¿Has pensado llevar el coche al taller?

Autingo es la primera app que te permite calcular el mantenimiento y reparación de tu coche al instante y con precios cerrados. Además, te ofrecemos más de 30.000 talleres en España y su Garantía Autingo que garantiza el servicio de la reparación realizada por 2 años.

 

 

0 Comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*