Partes de la dirección y sistemas de la dirección.

La dirección está formada por varios elementos, los cuales hacen que las ruedas directrices del vehículo se muevan como quiera el conductor.

Elementos:

Volante; Consiente al conductor mover las ruedas directrices.

Columna de dirección; Transfiere el movimiento del volante hasta la caja de engranajes.

Caja de engranajes; Es la parte que minimiza el esfuerzo del conductor respecto al volante, mediante un sistema de desmultiplicación.

Brazo de mando; Es el elemento de mandar el movimiento realizado por la caja de engranajes hacia los restantes elementos de la dirección.

Biela de dirección: Transfiere el movimiento a la palanca de ataque.

Palanca de ataque: Está unida con el brazo de acoplamiento.

Brazo de acoplamiento: Adopta el movimiento de la palanca de ataque y lo transfiere a la barra de acoplamiento y a las manguetas.

Barra de acoplamiento: Su función es muy importante ya que es que las ruedas al girar lo hagan al mismo tiempo.

Pivotes: Están unidos al eje delantero y hace que al girar sobre su eje, guíe a las manguetas al lugar deseado.

Manguetas: Elemento principal que sujeta la rueda.

Varios elementos de la dirección van unidos mediante rótulas, por lo que es muy importante el estado de estas. Las rotulas se vende con el recambio o por separado en muchos casos, como hemos hablado más veces de los silentblock y de como debemos revisarlos, las rótulas de dirección son básicamente una pequeña parte estructural con el silentblock de goma.

 

Sistemas:

Los sistemas más conocidos, son: Por tornillo sin fin, por tornillo y palanca o por cremallera.

El sistema más avanzado es la servodirección;

Este sistema consiste en un circuito por el que circula aceite impulsado por una bomba.

Al accionar el volante, la columna de dirección mueve, solamente, un distribuidor, que por la acción de la bomba, envía el aceite a un cilindro que está fijo al bastidor, dentro del cual un pistón se mueve en un sentido o en otro, dependiendo del lado hacia el que se gire el volante.

En su movimiento, el pistón arrastra el brazo de acoplamiento, con lo que acciona todo el sistema mecánico.

 

direccion

¿CÓMO SÉ CUANDO LAS ROTULAS DE MI COCHE NO ESTÁN BIEN?

ROTULA

Para saber si las rotulas están mal lo primero que tienes que hacer es fijarte cuando el coche esta en movimientos en varios parámetros, una de las claves para saberlo es el ruido (si hace mucho ruido la parte de adelante en dirección a las ruedas quiere decir que algo raro pasa) y podría ponerse en evidencia el estado de las rotulas, sobre todo si se escuchan ruidos a golpes de metal.

Comprobación estado de las rotulas de direccion:

Coloca las manos sobre el volante mientras conduces, si notas una vibración por la parte de adelante se puede decir que las rotulas deben ser sustituidas, sobre todo si el vehículo es difícil de manejar o si la dirección se siente suelta.

Ahora quita las manos del volante, cuando el coche vaya en línea recta. Si el vehículo va de derechas a izquierdas o simplemente se va hacia un lado, puede haber algún problema con alguna rotula.

Aparca el coche y gira toda la dirección hacia la derecha, inspecciona los neumáticos (si ves que la rodadura esta desgastada) puede ser debido a que haya algún problema con la goma de la rotula.

Por último, una forma de averiguarlo rápidamente seria coger el coche y aparcarlo en una zona dura y plana, se colocan las ruedas rectas y con un gato subes la parte delantera, una vez levantado el vehículo, mueves la rueda para adelante y para atrás si ves que se mueve, si después de las comprobaciones pensamos que están en mal estado, es conveniente cambiarlas. Es un elemento de seguridad, y además gastaremos de una manera inapropiada los neumáticos.

Rotula en mal estado:

rotula rota