Contáctanos en [email protected] o 91 761 38 25

¿Cómo viajar con mascotas en el coche?

¿Cómo viajar con mascotas en el coche?

Esta semana finaliza la Operación Retorno de este verano y muchos de vosotros todavía tenéis que volver a casa y dejar atrás las playas o vuestros sitios especiales. La depresión postvacacional será inminente y desde Autingo queremos acompañaros para hacerlo más llevadero. La rutina vuelve y nosotros estamos ahí para ti y para tu coche. Si tienes que hacer todavía el viaje de regreso a casa, quizás tengas algunas dudas sobre el trayecto si viajas con mascotas. Quizás sí que sabes cómo hacerlo pero leyendo este artículo descubres cosas nuevas. O quizás es la primera vez que viajas con una mascota y te vendrá a las mil maravillas. Lo que está claro es que si te vas o vuelves de vacaciones, debes hacerlo siempre con tu mascota y en ningún caso abandonarla, ya que forma parte de tu familia. Además, sabemos que sois muchos los que aprovecháis para visitar playas a las que se puede acceder con perros, por ejemplo, para que ellos también disfruten del verano como es debido.

Por ello, hoy en Blog Autingo te contaremos cómo viajar con mascotas en el coche para que sea totalmente legal y no ponga en riesgo la vida de ningún pasajero. Nos centraremos especialmente en perros y gatos, ya que entendemos que son los más habituales en el hogar y, por tanto, en el transporte. Pon mucha atención, conductor. Y tú, aunque ya hayas vuelto de vacaciones, también; te servirá para futuras ocasiones. ¡Vamos allá!

Cómo viajar con mascotas de manera correcta

Empezamos por saber qué dice la Ley de Seguridad Vial respecto a esto:

El conductor de un vehículo está obligado a mantener su propia libertad de movimientos, el campo necesario de visión y la atención permanente a la conducción, que garanticen su propia seguridad, la del resto de ocupantes del vehículo y la de los demás usuarios de la vía. A estos efectos, deberá cuidar especialmente de mantener la posición adecuada y que la mantengan el resto de los pasajeros, y la adecuada colocación de los objetos o animales transportados para que no haya interferencias entre el conductor y cualquiera de ellos.

Por tanto, viajar con animales no incumple ninguna normal siempre y cuando se cumpla con la seguridad. Es necesario saber que existen tres tipo de retenciones, tal y como recuerda el RACE, que son:

  • Transportín: es uno de los más seguros para perros o gatos de pequeño tamaño. Lo ideal es que este se coloque en el suelo, detrás de los asientos delanteros y nunca sobre los asientos. ¿Por qué? Porque en caso de accidente, la caja del transportín se puede romper fácilmente y la mascota salir despedida. Si el transportín y la mascota son de gran tamaño, lo mejor es que se coloque en el maletero, lo más cerca posible del respaldo y en posición transversal respecto a la dirección de la marcha.
  • Arnés: estos están especialmente recomendados para las mascotas grandes. Sujetan a los perros mediante el cinturón de seguridad. El inconveniente está en que los correajes que se enganchan al collar del perro no retienen al animal y suponen un riesgo para los pasajeros.
  • Rejilla: por último, la rejilla que divide el maletero del resto del habitáculo es perfecta para cuando se viaje con animales de gran tamaño y, por supuesto, las más seguras ya que cubren desde el techo hasta el suelo del maletero del coche en cuestión.

Es importante que los animales viajen de forma correcta por dos principales motivos: el primero, ahorrarse una multa de 100 euros; y el segundo, y más importante, por seguridad de los pasajeros. Tal y como afirma el RACE, circulando a 50 km/h un perro de kilos multiplica su peso por 35 y pasaría a pesar 700 kilos. Esto puede marcar la diferencia en caso de accidente.

Consejos para viajar con tu mascota en el coche

 Una vez que hayamos identificado el sistema de retención ideal para nuestra mascota y sepamos cómo colocarlo, es importante tener en cuenta algunos consejos a la hora de realizar un viaje con ellos:
  • Si siempre que sube al coche y sabe que debe viajar retenida se pone muy nervioso… fomenta su buena conducta recompensándolo con caricias y premios que asocien directamente a esa acción. En ningún caso inicies el viaje sin la mascota bien protegida.
  • Si crees que puede marearse en el viaje, te recomendamos que acudas con anterioridad a tu veterinario para que te haga recomendaciones o te indique quizás algún calmante para darle antes de iniciar el viaje.
  • Los días previos al viaje deberías ir adaptando su alimentación para que el viaje sea lo más cómodo y no necesite comer durante. Lo mejor es que no coma antes para evitar posibles vómitos.
  • Es fundamental que en las paradas que hagas en el viaje, también saques a tu mascota y le des un poquito de agua y un breve paseo, siempre atada.
  • No coloques objetos al lado del transportín o del animal ya que en caso de frenazo o accidente pueden causarle mucho más daño.
  • Bajo ningún concepto dejes a tu mascota dentro del coche estacionado y sin ti, y mucho menos en verano. Si el vehículo alcanza una temperatura de 40 grados la mascota podría sufrir mareos y pérdida de conciencia, ya que ellos no refrigeran su cuerpo igual que nosotros.

Todas estas recomendaciones deberían ser suficientes para que tu viaje con tu mascota sea lo más cómoda y segura posible. Volvemos a recordarte que bajo ningún concepto debe ir suelto por el habitáculo (ni aunque ladre o maúlle) ya que puede provocar serios problemas al conductor y desencadenar un accidente. Cuéntanos, ¿eres de los que viaja con sus mascotas?

0 Comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*